Satena cancelaría la ruta Bogotá-Corozal-Bogotá desde el próximo 1 de agosto

Por tercera vez, en menos de una década,  la aerolínea se retiraría del municipio sucreño de Corozal, en esta ocasión por el orden de prioridades.

 

En momentos en los que la estatal toma bases frente a la competencia en toda su red de rutas, prinicipalmente frente a Easyfly, que en los últimos meses ha comenzado una fuerte expansión en las regiones donde Satena históricamente ha basado fuertemente su operación y constituyen sus mayores ingresos, como los destinos de los llanos y Arauca, la aerolínea debe priorizar sus recursos tanto financieros como de flota para contrarrestar mejor los desafíos que pone la competencia en sus mercados naturales.

En ese orden de ideas, Satena se quedaría sin capacidad de garantizar una oferta sería en nuestra región, motivo por lo cual abandonaría la ruta.

Hay que entender que más allá de un problema de la ruta, todo se resume en falta de capacidad de la aerolínea, a la cual se le agradece el hecho de haber apostado por Corozal una vez se retomó la operación comercial post cuarentena.

 

Debemos entender además, que a pesar de la buena disposición de la aerolínea, frente a lo limitado de sus capacidades en estos momentos, como región debemos mirar alternativas diferentes a lo que históricamente hemos hecho, y fijar en el horizonte posibles ofertantes que nos brinden más garantías en la operación.

 

El mercado y la demanda están ahí, por lo que la dirigencia política, gremial y empresarial del departamento deben adelantar gestiones encaminadas a articular mejor la oferta del aeropuerto.

Como destino no nos podemos dar el lujo de perder aerolíneas sino en la medida de lo posible ganar más líneas aéreas que atiendan las necesidades del mercado, o cuando menos diligenciar mejores condiciones con las actuales. Si Satena se va, hacer con Easyfly y Avianca mucho más de lo que se hace actualmente.

El aeropuerto necesita más frecuencias, no solamente vuelos diarios sino además con mayor frecuencia al día así como viabilizar urgentemente más destinos que se salga de lo que comunmente se ha visto, Bogotá y Medellín.

Deja un comentario