Declarada alerta naranja en la red hospitalaria de Sucre

La Secretaría de Salud de Sucre declaró  la alerta naranja en la red hospitalaria del departamento, atendiendo el incremento por encima del 50 por ciento de los índices de ocupación de las unidades de cuidados intensivos (UCI).

La alerta naranja fue declarada a través de la Resolución 040, emitida por el secretario de Salud departamental, Juan Carlos Granados Villa, tras los reportes emitidos desde el pasado 4 de abril por el Centro Regulador de Urgencias y Emergencia (CRUE), donde se evidencia la tendencia al aumento de la demanda de atención para los servicios de UCI de adultos covid-19 en pacientes diagnosticados como sospechosos o positivos de coronavirus, y que ha subido de manera gradual en las últimas 24 horas.

Al cierre de este miércoles, 7 de abril, el porcentaje de ocupación de camas de UCI en el departamento se encontraba en el 56.82 por ciento, representando un nivel alto de riesgo, lo cual determina el tipo de alerta establecido, que es el naranja, y que va del 50 al 69 por ciento.

La situación actual de disposición y ocupación de camas de UCI en toda la red de prestadores de servicios en Sucre es la siguiente:

• Ocupación de camas de UCI confirmada por covid: 55.
• Ocupación de camas de UCI sospechosos de covid: 9.
• Ocupación de camas de UCI no covid: 61.
• Porcentaje de ocupación: 56.82 por ciento.
• Cantidad de camas de UCI disponibles: 95.

La parte resolutiva del acto administrativo establece que la declaratoria de alerta naranja se fundamentó en el informe emitido por el CRUE respecto al incremento de los porcentajes de ocupación de las UCI, con el fin primordial de salvaguardar el derecho fundamental de la salud de la población y mitigar el actual impacto de la pandemia por covid-19.

Así mismo, se exhorta a la población residente en el departamento de Sucre a dar cumplimiento a las medidas de autocuidado, como lavado de manos con abundante jabón, por lo menos durante 20 segundos y cada 3 horas; el uso de alcohol y gel antiséptico; asimismo, taparse la nariz y boca con el antebrazo al toser o estornudar y no hacerlo delante de otras personas; evitar el contacto directo de no saludarse de abrazos ni besos, evitar asistir a eventos masivos o de cualquier tipo que no sea indispensable, evitar visitas domiciliarias, uso del tapabocas, cuidar específicamente a la población adulta y a vulnerables que tengan antecedentes de salud, y reportar al sistema de salud si se presenta algún síntoma de alarma.

De igual forma, se alerta a los prestadores de servicios de salud públicos y privados del departamento a reportar de manera obligatoria y diaria su capacidad instalada y su ocupación y presentar el reporte al sistema integral de referencia y contrarreferencia.

Deja un comentario